Mientras el sector cultural agoniza, una luz púrpura emerge con intensidad en una mente jóven y chispeante. Creación, descaro, virginidad, irisación, manierismo, fauna del Raval, limón, sal y chipotle se unen para gestar a este titán, a este ciclón que no pasará impasible por los ojos de ninguno de vosotros. Arte conceptual no pensando para mirar con escepticismo gafapastense. Abraza y ámalos, besa, duerme, háblales, llóralos. Nunca un embrión fue tan bonito.

                                              http://www.herminiamor.com/

eran los brazos
de la venus de milo
los que aplaudían



1 comentario:

aina dijo...

oh oh! estoy redecorando mi habitación y acabo de verlo todo clarísimo. Qué bonito!

Publicar un comentario en la entrada